Ya es hoy

Las nubes se marcharon con la brisa de la madrugada mientras la luna corría apresurada a esconderse tras las montañas. Ya es hoy. Me levanto desabrido y sin muchas ganas de ver la luz, de ver nada. Los deseos se quedaron entre las sábanas. Malditas seáis. Somnoliento preparo un café y me siento en mi privilegiada atalaya a divisar la ciudad, el parque cercano.

Me encanta ver el trasiego de gentes, el ir y venir de vidas anónimas. Me siento como un pintor que con su pincel esboza trazos de existencias lejanas, llenándolas de esencia. Vuelvo a mirar al otro, a vosotros. Indago en mis adentros buscando posibles preocupaciones ajenas, ocultando las propias. Sigue siendo complejo mirarse a uno mismo.  De nuevo, recuerdo: ya es hoy. Y me pongo en marcha.

Todo es marchar, todo es andar, todo es sentir, todo es vivir. En ello pongo mi empeño. En esta mañana que amanecía gris y que no sé porque motivo se va tornasolando y adquiriendo semblantes  de futuro vuelvo a recordar, ya es hoy. Ese árbol está ahí por ti. Sal ahí fuera. Ya es hoy.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s